Propuestas

Home

Pensar los lenguajes comunicacionales desde los sentidos

Universidad Nacional de Entre Ríos

Tipo de Organismo: Universidad Nacional

Jurisdicción: Entre Ríos

Distrito: Paraná

Destinatarios: Docentes; Docentes de salas de 4 y 5 años; Docentes de sección y especiales (Música, Plástica, Expresión Corporal, Teatro)

Horas presenciales 8hs.

Horas virtuales: 28hs.

Modalidad: Semi-Presencial

Nivel: Inicial; Primario

qué relación existe entre las formas de representación y el conocimiento Con esta pregunta como norte, pensamos la producción y la selección de estrategias y materiales educativos, haciendo hincapié en los captores sensoriales implicados en los distintos lenguajes comunicacionales. Entendemos que la cuestión de los sentidos, sus características, las potencialidades y las debilidades de los lenguajes asociados no son suficientemente considerados ni en la formación de los educadores ni en las prácticas profesionales propias del campo de la educomunicación.Proponemos Analizar las características de la vista y el oído como principales sentidos de nuestra cultura, para abordar posteriormente las formas de representación asociadas y su relación con el conocimiento.La Bibliografía disponible sobre el tema suele privilegiar un planteo antagónico, al menos en dos sentidos: por un lado, presenta a la vista como racional y al oído, por su transcurrir en el interior del que escucha, más ligado a lo emotivo. Por el otro, describe sus características a partir de las categorías de tiempo y espacio, y su correlato en lo fugaz y lo permanente. El sonido, que se desarrolla en el tiempo, es fugaz, transitorio e inasible por naturaleza. La imagen visual al desplegarse en el espacio tiene estabilidad, permanencia, lo que deja abierta la posibilidad de detenerse, focalizar sucesivamente en distintas áreas, ampliar o reducir el campo de atención y volver sobre ella…Estas Diferencias nos conducen a preguntarnos por sus posibles implicancias en los modos de conocer. En la búsqueda de respuestas, quizás podamos aportar elementos para encarar tanto la selección como la producción de materiales, objetos y estrategias educativos y/o lúdicos, factibles de ser utilizados en las aulas.Por qué presentar esta temática a partir de una propuesta a distancia, mediada por las nuevas tecnologías hay algo más directo que la propia experiencia del cuerpo, que la percepción sensorial hay algo más ancestral como el reservorio de la especie, que nuestro cuerpo biológico La idea de producir en la tensión entre lo más directo y la compleja mediación necesaria en una propuesta a distancia, entre lo más atávico y las posibilidades de las nuevas tecnologías, prevé un escenario fecundo: en el juego de oposiciones se abre un amplio panorama para enriquecer la experiencia educativa.Los Entornos educativos virtuales pueden hacer realidad la idea de una educación centrada en el estudiante, que a la vez sostenga la construcción colaborativa del conocimiento. Foros, wikis, aplicaciones de intercambio de elementos multimedia y redes sociales permiten a los participantes hacer sus notas, plantear sus preguntas, explicar sus concepciones y compartir sus reflexiones y producciones, de manera síncrona o asíncrona. Esto conlleva cambios vinculados a qué y cómo aprenden las personas. El conocimiento ya no está centralizado sino que está abierto a la revisión y modificación. La inteligencia colectiva puede generar ideas más ricas y productivas que las contribuciones individuales. A nivel políticas educativas, este curso está en sintonía con los fundamentos del plan nacional de inclusión educativa, especialmente en lo atinente a las nuevas alfabetizaciones. Por otra parte, si bien la propuesta que planteamos aspira a comprometer a los docentes a través de la recuperación de la experiencia perceptual, la comunicación y la coproducción, entendemos pertinente una mirada que no se agote en el docente, sino que los incluya como sujetos institucionales (tanto mejor si se puede armar grupos con docentes que comparten una problemática y un mismo proyecto institucional). Así, nos acercamos a la idea de aprendizaje como creación, donde se benefician tanto los individuos como el grupo, pero también y de un modo evidente, la propia institución escolar.